De pequeña me encantaba crearme mundos propios y estar metida en ellos....

 

De adulta, sigo ahí. Tanto desde la comedia como desde el drama. Desde personajes fuertes o personajes frágiles, o ambas cosas a la vez, ya que todos somos un poco así... Actor, en griego, se dice ηθοποιός, y significa el que habla sobre la moral. Amo mi profesión, contactar con las emociones, experimentar en su plenitud lo que significa ser humano.

Me gusta la docencia teatral, enseñar la técnica del actor. Por el camino me fui haciendo directora escénica, un lugar desde donde disfruto llevando a los actores y las actrices a mundos imaginarios donde no hemos estado nunca.

Bea Insa en Hipolito